Significado de Etimología

¿Qué es la Etimología?

Significado: La etimología (del latín etymologia, que a su vez deriva del griego étimos, “lo verdadero”, y logos, “el estudio”) es una rama de la lingüística que se ocupa de estudiar el origen de las palabras en relación a su pertenencia a un idioma, su significado y su forma.

La etimología también se encarga de analizar la evolución de las palabras a lo largo del tiempo, la cronología de sus transformaciones, los detalles de sus cambios estructurales, así como las formas en las cuales una palabra es incorporada a un lenguaje o como deja de ser utilizada.

Evolución de las lenguas y vocablos

Todas las lenguas atraviesan un constante proceso de evolución y transformación. Por esta razón, los significados de una misma palabra pueden variar con el paso de los años, debido a que la palabra pasa a ser utilizado en circunstancias y contextos diferentes, o el uso sistemático modifica su forma de expresión.

(Qué es la Etimología.)

(Qué es la Etimología.)

Por ejemplo, el idioma castellano, tuvo su origen en el latín vulgar, lengua que fue introducida en el actual territorio español durante la conquista romana. Progresivamente, se fueron introduciendo palabras de otras lenguas, como de la cultura árabe que también se expandía en el territorio español (palabras como alcohol, ajedrez o alhaja son de origen árabe), de la cultura francesa (palabras como souvenir o garaje), y de la cultura inglesa y de la cultura italiana. Tras la conquista de América, la lengua castellana se expandió por gran parte del continente, e incorporó palabras originarias de las lenguas aborígenes tales como chocolate y cacique.

Aplicaciones de la Etimología

La etimología se utiliza en la investigación histórica, para el análisis de documentos y textos, ya que permite rastrear el uso de las formas expresivas y la utilización de idiomas (que pueden ser de diferentes regiones o períodos históricos). Es una herramienta fundamental en los casos de civilizaciones y culturas antiguas que no dejaron registros directos de su existencia, como por ejemplo textos escritos. En estos casos, la única forma de indagar en la vida cotidiana de estas sociedades es a través del estudio de las formas idiomáticas que puedan rastrearse.

La etimología está fuertemente vinculada a la lingüística comparativa, la filología y la lingüística histórica, ya que en ciertos casos los conocimientos etimológicos permiten a los lingüistas realizar inferencias acerca de cómo eran las lenguas extintas. Comprende el análisis tanto de las raíces o radicales de las palabras, como de otros elementos constitutivos de suma importancia (tema, terminación y desinencia).

La etimología también permite mejorar la ortografía y utilizar las palabras con su significado preciso, evitando así los equívocos y las ambigüedades. Especialmente en la actualidad, con el proceso de globalización económica, política y cultural, la etimología es sumamente importante debido a que muchas lenguas del mundo sufren una transformación sin precedentes debido a la conexión y comunicación permanente entre culturas diferentes y previamente aisladas. Existen ciertos vocablos que incluso pasan a ser utilizados de manera global, debido generalmente a la expansión del idioma inglés (tal es por ejemplo el caso de la palabra “googlear”).

El estudio de la etimología también es útil para el manejo correcto de la propiedad de sinonimia (o palabras con el mismo significado).

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>